miércoles, 6 de abril de 2011

Desesperada confesión de un miembro de la Orden del Kraken



Te di mi corazón, y tú lo regalaste.
La oreja de Van Gogh.


Si. Leyeron bien es un epígrafe de la banda pop española.


Quiero dejar de poner epígrafes cultos,
quiero citar bandas de música pop,
quiero saber que se siente emocionarse con Cristian Castro,
quiero saber una letra entera de una canción de Ricky Martin,
quiero ahorrar para verlo a Bon Jovi,
quiero salir un sábado y conocer la música que suena,
quiero saber que se siente bailar una cumbia,
quiero saber cómo se siente en mi cuerpo el perreo,
quiero entender la letra de un reggaetón,
quiero bailar el waka- waka sin mirarlo de la tele,
quiero saber que es un cantante sensible,
quiero mirar música en el canal “Quiero”.


Quiero creer que Francella es el mejor humorista argentino,
quiero que Capusotto no me de gracia,
quiero creer que Zlotoviazga y Tenembaum son periodistas respetables,
quiero ver que tan buena es la novela de Pablo Echarri,
quiero ver los programas de chimentos,
quiero enterarme quien gana bailando por un sueño,
quiero haber leído 10 libros del feinmann facho,
quiero ver entero CQC,
quiero ver todos los fines de semana a Susana Giménez,
quiero saber que tan generoso es Ricardo Fort
quiero saber porque no entiendo a Chiche Gelblung,
quiero que los Midachi me causen gracia,
quiero saber latín y usarlo como Grondona.


Quiero no dormirme pensando que no vi a Bergman,
quiero que Campanella me haga sentir Argentino,
quiero pensar que el 3-D es súper,
quiero creer en el John Cusack de 2012,
(quiero que me guste 2012),
quiero llorar con Titanic,
quiero ser socio del Royal Máster,
quiero ver películas dobladas en Canal 13,
quiero comer pororós mientras miro películas,
quiero que me gusten las películas de Russel Crown,
quiero olvidar que tuve el pelo como Travis Brickle,
quiero acostarme temprano, y no cuando termina Filmoteca.


Quiero que una madalena mojada sea eso, y nada más,
quiero que me digan Pichiciego y no inmutarme,
quiero conocer al repositor del coto que escribe,
quiero que la poesía me emocione,
quiero terminar la saga de Harry Potter,
quiero empezar la saga de crepúsculo,
quiero pensarme como piletero y no como escritor,
quiero leer la Obra de Isabel Allende,
quiero limpiarme el culo con el Ulises,
quiero ver a Borges como un viejo facho y nada más,
quiero que el único Kafka que conozca sea el de Telefé,
quiero que me guste Platero y yo.


Quiero votar a Menem,
quiero creer que “algo habrán hecho”,
quiero ponerme del lado del campo,
quiero creer que el socialismo está equivocado,
(quiero creer que el Socialismo tiene la razón).
quiero que un movimiento político me represente,
quiero pensar que de Narváez es chistoso,
quiero creer en Obama como Nobel de la paz,
quiero creer que Bin Laden existe,
quiero creer que en Europa todos triunfan,
quiero creer que en Argentina todos triunfan.


Quiero no conocer “el fin de la historia”,
el cronotopo, la polifonía,
los actantes, la intertextualidad,
lo legible/ lo escribible,
la industria cultural/ arte,
el Dasein, la destruktion,
la deconstrucción, la diseminación,
la weltanschaung, el ubersmench,
el dadaísmo, el surrealismo, el futurismo,
el estructuralismo, el post- estructuralismo.

Quiero no saber que es abjurar.
Pero lo sé.

Y aquí viene mi desesperada confesión:
Abjuro desde ya, y hasta nuevo aviso,
a la Hermandad del Kraken.


Nuevo aviso:
Abjuro de mi abjuración anterior.
¿Cómo podría llegar a renegar de la Orden?


6 comentarios:

Fran Vanrell dijo...

Te quiero.

Brunomilan dijo...

Standing ovation.

Quiero decir que el post me emocionó levemente (no, no lloré), pero más que nada sentí orgullo por pertenecer a esta magna agrupación. Heil to the kraken.

elJotapé dijo...

Todos sabemos que lagrimeas con bastante facilidad.

Higleppi Plind dijo...

Mi comentario iba a ser algún chiste fácil como el de Fran. Pero no se me ocurrió ninguno. Mejor: muy bueno, una oda al snobismo -o al revés.
Anyway, me identifiqué en gran parte.
Al final abjurás o no abjurás?

elJotapé dijo...

Las hordas proyectosurista visitan nuestro blog, buena señal.

Abjuro de mi abjuración, ergo no abjuro.

A próposito,y saliendo de la joda, el título solía ser "Oda al snobismo", pero lo ajuste para ponerlo acá.

Bubulina dijo...

Jotapé, declaro públicamente que sos demasiado para esta orden.

Yo sí me emocioné, no como BG que siempre dice que lagrimea levemente (eso no es un macho tanguero)